Cuando Hungría parece revolucionaria tomando medidas pseudo keynessianas...

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Cuando Hungría parece revolucionaria tomando medidas pseudo keynessianas...

Mensaje  Ricaurte el Vie Jul 23, 2010 5:36 pm



ECONOMIA › LA CRISIS ECONOMICA CONTINUA GOLPEANDO A LA PRINCIPAL ECONOMIA DEL MUNDO
Estados Unidos no levanta cabeza

El Departamento de Trabajo estadounidense registró 464 mil nuevas demandas de subsidios en la segunda semana de julio. El presidente de la FED, Ben Bernanke, instó a los legisladores a que aprueben diversos proyectos para alentar la demanda.


Un nuevo dato negativo de empleo en los Estados Unidos reabrió el debate acerca de la necesidad de volver a lanzar medidas de impulso con el objetivo de evitar que siga deteriorándose la economía de ese país. El Departamento de Trabajo estadounidense registró 464 mil nuevas demandas de subsidios en la segunda semana de julio. Por su parte, el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, consideró que no es momento de intervenir con estímulos de la entidad, pero instó a los legisladores a que aprueben diversos proyectos para alentar la demanda. En tanto, el Parlamento de Hungría aprobó con gran mayoría una polémica ley que impone un impuesto a la banca, las compañías de seguros y los fondos de inversión.

Si bien el foco de atención de la crisis se corrió a Europa, los efectos continúan latentes a ambos lados del Atlántico. A más de dos años de desatado el desplome financiero, que se originó en las hipotecas de alto riesgo, la economía real no muestra signos de recuperación. El empleo, una de las variables más afectadas por el contexto, dio nuevas señales de deterioro. El Departamento de Trabajo estadounidense publicó un aumento en las solicitudes de subsidios por desempleo mayor al previsto por analistas. Luego de dos semanas de retroceso, entre el 11 y 17 de julio últimos se registró un aumento de 8,7 por ciento respecto de la primera semana. Junto con el empleo, las dificultades del mercado inmobiliario traban la recuperación económica de Estados Unidos. El sector también acusó ayer otra desmejora, aunque menos profunda que en meses anteriores. El ritmo de venta de casas usadas se retrajo 5,1 por ciento en junio a una tasa anualizada de 5,4 millones de unidades, según informó la Asociación Nacional de Agentes de Bienes Raíces. Si bien se trata de su nivel más bajo desde marzo último, algunos cálculos privados estimaban una caída del diez por ciento. La desaceleración se produce aun cuando la tasa de interés para las hipotecas tradicionales se encuentra en su nivel más bajo desde que se tiene registro, de 4,7 por ciento.

Tras conocerse los datos, varios economistas, entre ellos el Premio Nobel Paul Krugman, exhortaron a la FED a estimular la economía para evitar una segunda caída con deflación, lo que se conoce como estanflación. Al respecto, el titular de la Reserva consideró que aún no es momento para lanzar medidas de apoyo, aunque aseguró que la entidad estaba preparada para tomarlas, de ser necesario. Bernanke realizó esas consideraciones durante el segundo día de audiencia semestral ante el Congreso.

“El empleo es el problema más importante al que debemos hacer frente en este momento”, reconoció el jefe de la FED. Actualmente, la tasa de desempleo alcanza en Estados Unidos al 9,5 por ciento. “Sin embargo, una vez más, el guión sobre el cual nos fundamos es el siguiente: continuaremos observando un crecimiento económico moderado una vez pasados los efectos de la crisis financiera europea”, explicó. En cambio, el secretario del Tesoro estadounidense, Timothy Geithner, informó que no extenderán los recortes de impuestos para los más adinerados, cuando éstos venzan a principios de enero del año próximo. No obstante, sí los prolongará para los que estén en la parte baja y media de la pirámide salarial.

En tanto, mientras los principales bancos y agencias de seguros europeas son puestos bajo análisis –hoy se conocerán los resultados–, el Parlamento húngaro aprobó un impuesto a la banca (del 0,45 por ciento), compañías de seguros, fondos de inversión (5,2) y la Bolsa (5,6). Con estos gravámenes el gobierno de Hungría prevé recaudar 700 millones de euros. La nueva tasa, que supone un desafío al Fondo Monetario y a la Unión Europea, fue aprobada por amplia mayoría: 301 votos a favor y 12 en contra. La nueva ley contempla además una reducción del impuesto a las sociedades para las pymes y del tope salarial para ejecutivos en el sector público.
avatar
Ricaurte

Mensajes : 307
Fecha de inscripción : 28/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.