Más esquizofrenia y más capitalismo...

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Más esquizofrenia y más capitalismo...

Mensaje  Ricaurte el Vie Ago 27, 2010 6:25 pm

Deleuze decía en Mil Mesetas como propuesta -a mi modo de verlo, GENIAL-, "más esquizofrenia y menos capitalismo", como idea de romper con las lógicas lineales que propone el sistema consumista, como dirección para romper, para crear, para salir de toda la mierda que tenemos dentro, en el enano facho que nos aparece de tanto en tanto... Romper es necesario, destruir todas esas lógicas obvias de pensar que seguimos, el absurdo como arma de libertad para desobedecer.
Bien, algo debe haber salido mal, a mí me da la sensación de que en lugar de desobedecer somos cada vez más obedientes, tenemos cada vez más miedo, y sin embargo; todo es cada vez más absurdo, porque pareciera verse a la gente cada vez más gritando Rejas!!!! Rejas!!!! Queremos rejas!!! Para estar tranquilos, necesitamos estar dentro de prisiones más seguras...
Aquí abajo una nota del diario Página/12 y otra de Clarín, al finalizar la primera; acerca del tema Venta de Papel Prensa. Se puede observar claramente como ambas se contraponen, alguna con menor contenido que otra -a mi entender esto sucede con la de Clarín, la cual recomiendo leer hasta el final, ya que ahí está la clave que claramente puede vaciar de fundamento su postura-. Más allá de la verguenza ajena que genera el periodismo que hay en Argentina en general, la falta absoluta de fundamentos con la que se escribe, la abismal incapacidad de los periodistas que exponen -la derecha en Argentina probablemente jamás haya tenido un intelectual que pueda defenderla de lo indefendible que es su historia (quizás Sebrelli, quién también da verguenza ajena...)-.
Lo más importante que me parece destacar es como, más allá del argumento propio de Papel Prensa, esta batalla, así como se planteó, favorece tanto al gobierno como a Clarín por la lógica en la cual se mueve. ¿Por qué? Se dejó de discutir porque es que se tiene que investigar Papel Prensa, porque es que "esto es un atropello" a la democracia o "un atropello a los monopolios". No se ve en este detalle la magnitud del monopolio de Clarín, no se analiza el gobierno de los Kirchner tampoco.
Clarín no lo ataca por izquierda al gobierno de ninguna manera, no destapa su persecusión a los trabajadores, su incansable lucha por no reconocer sindicatos independientes, la incapacidad de alterar en algo la estructura política económica del país a gran escala, el doble discurso progresista y el lobby de la dependencia que mantiene... No, Clarín cuida su monopolio con uñas y dientes, descalificando, pero sin argumentos en lo absoluto...
Se ha llenado de empleados hiperobedientes lo que debería ser el periodismo, se defiende sin decir, y esto se ha trasladado a la sociedad indiscutiblemente, esta manera obtusa a la que no le importa lo indefendible del argumento que propone, que entiende que hay que gritar más fuerte para imponerse y nada más. Hay muchas analogías que se pueden hacer, y todas tienen por detrás la defensa del sistema por parte de la prensa. No importa lo que sucede, importa la manera de pintarlo después, todo se tapa con la forma de pintarlo.
Este gobierno también se favorece de esto, de esta misma lógica en la que entramos todos; como si la política, la economía, y todo el ámbito social se hubiera trasladado a las discusiones acerca de "que equipo se la aguanta más"...
Como decía, acá abajo más, más, siempre todo más barato... La letrina menthal.


NOTA DE PÁGINA/12

EL PAIS › LIDIA PAPALEO DE GRAIVER RATIFICO ANTE LA JUSTICIA QUE TUVO QUE DESHACERSE DE PAPEL PRENSA BAJO PRESION

El testimonio de la venta y el secuestro

La mujer reiteró que después de la muerte de su esposo debió vender la empresa y que fue coaccionada. También habló de su posterior secuestro y cautiverio. Dijo que su cuñado tenía mala relación con su familia.

Lidia Papaleo de Graiver, viuda del ex socio mayoritario de Papel Prensa, David Graiver, declaró ayer ante los miembros de la Unidad Fiscal de Seguimiento de las causas por violaciones a los derechos humanos cometidas por el terrorismo de Estado de La Plata. Fuentes judiciales aseguraron que la mujer ratificó que se desprendió de la empresa bajo presiones y que afirmó que su cuñado, Isidoro Graiver, tenía mala relación con la familia porque había sido dejado de lado en el manejo de los bienes.

Papaleo de Graiver habló durante cinco horas ante el fiscal Marcelo Molina. “Ratificó lo que le dijo a (el secretario de Comercio Interior) Guillermo Moreno”, señaló su hermano, Osvaldo Papaleo, quien la acompañó a los tribunales platenses. En esa oportunidad la mujer relató que en noviembre de 1976 fue a una reunión en las oficinas de La Nación donde firmó la venta de las acciones de la empresa. Allí estaban, dijo, entre otras personas, Manuel Campos Carlés, por La Nación, y Héctor Magnetto, de Clarín.

“En la mencionada reunión se suscribe un boleto de venta sobre el cual jamás pude opinar, ni sobre el precio ni sobre los términos del mismo ni sobre la forma de pago, como tampoco ningún abogado de mi parte pudo verlo antes. Lo tuve que firmar sin siquiera haberlo leído”, había relatado la mujer en la carta que envió al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

La viuda de David Graiver había señalado que Pedro Jorge Martínez Segovia, que era presidente de Papel Prensa, la había citado con anterioridad a un almuerzo en el que le dijo que estaba en representación del ministro de Economía, José Alfredo Martínez de Hoz, y que debía vender las acciones de Papel Prensa a personas que no fueran judías ni extranjeras.

Papaleo de Graiver fue secuestrada el 14 de marzo de 1977. La mujer fue introducida en un auto y llevada a lo que después supo era el centro clandestino de detención Puesto Vasco, donde fue torturada. Después de cuatro días de estar allí, se enteró de que en ese lugar también se encontraban su suegro, Juan Graiver, su cuñado, Isidoro Graiver, y otras personas de su familia o que tenían vínculos con los negocios de su esposo. Alberto Rousse y Beto Cozzani fueron algunos de los represores que la maltrataron. El 4 de abril de 1977 fue trasladada al Pozo de Banfield y allí fue interrogada por el coronel (Oscar) Gallino, quien le preguntaba sobre distintos bienes de su esposo.

Durante su declaración ante el fiscal Molina, Papaleo de Graiver se refirió al testimonio de su cuñado Isidoro, quien fue a declarar el martes y aseguró que “nadie le indicó quiénes debían ser los compradores de los bienes puestos a la venta” y que los que adquirieron la empresa (Clarín, La Nación y La Razón) eran “el mejor oferente para la compra”. El miércoles, los diarios Clarín y La Nación publicaron una solicitada firmada por Isidoro Graiver con similares términos (ver aparte).

Papaleo de Graiver ratificó ante Molina que la venta de acciones se hizo bajo presiones y atribuyó los dichos de Isidoro Graiver a que tenía mala relación con la familia porque había sido dejado de lado del manejo de los bienes y que por ese motivo tenía cierto resentimiento. Según fuentes judiciales, durante su testimonio reconoció que tenían que vender Papel Prensa (la situación económica del grupo no era buena) y que los militares no querían que ellos mantuvieran sus negocios.

El expediente en el que declaró Papaleo de Graiver es una derivación de la causa Camps que está a cargo del juez Arnaldo Corazza. El magistrado delegó la investigación en los fiscales Molina, Hernán Schapiro y Carlos Dulau Dumm. De acuerdo con el anuncio realizado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner el martes, el procurador general del Tesoro, Joaquín Da Rocha, y el secretario de Derechos Humanos, Eduardo Luis Duhalde, están elaborando un escrito para presentar en esta causa.[u]



NOTA DE CLARÍN:


Papaleo declaró que estaba libre cuando vendió Papel Prensa

27/08/10 Desacreditó así el argumento alentado desde el Gobierno de que cedió sus acciones en la compañía bajo tortura. Además, negó que, habiendo estado más tarde en cautiverio, sus torturadores la hubieran interrogado por la empresa.

PorRodolfo Lara
La Plata. Corresponsal


Lidia Papaleo declaró en la fiscalía federal de esta ciudad que, en noviembre 1976, firmó la venta de la acciones de Papel Prensa en libertad y negó que, estando en cautiverio, sus torturadores la hubieran interrogado por la empresa.

Además, del testimonio aportado por la viuda de David Graiver no surge imputación alguna contra el CEO de Clarín , Héctor Magnetto, y el director de La Nación, Bartolomé Mitre.

La testimonial de cinco horas, , fue ante los fiscales Marcelo Molina y Hernán Schapiro, en una causa abierta sobre presuntos delitos de lesa humanidad en la venta de Papel Prensa. Con su declaración Papaleo pone en zona de derrumbe el discurso del Gobierno sobre la presunción de la venta de Papel Prensa a los nuevos socios accionarios privados, que incluía a La Razón, en situación de apremios.

Según la presidenta Cristina Fernández, en la presentación del informe de 26.000 páginas realizado el martes, Papaleo firmó la cesión de las acciones con “libertad condicionada”, bajo “presiones” y “amenazas” y con sólo una “apariencia de legalidad”.

Desde el Gobierno sostienen que Papaleo hizo la operación de venta a Fapel (sociedad de los tres diarios) “bajo tortura” . Su esposo había muerto el 7 de agosto en un accidente de aviación, en México, y ella debía hacerse cargo de la operación porque el grupo Graiver estaba en bancarrota.

Meses después, el 14 de marzo 1977, fue secuestrada y permaneció en los centros clandestinos de “Pozo de Banfield y Puesto Vasco (Quilmes)”. En esa condición de detenida ilegal nunca fue trasladada para la firma de ninguna documentación relacionada con la venta de Papel Prensa. Surge de su declaración de ayer, pero también de los dichos de Gustavo Caraballo, ex embajador argentino en la UNESCO, quien estuvo secuestrado con Lidia Papaleo en 1997, en “Puesto Vasco”.

Un día después, Isidoro Graiver — hermano de David- ratificó ante el juez Arnaldo Corazza no haber recibido presiones para transferir las acciones y puso al descubierto la precaria construcción del relato oficial.

“No había nadie detenido en el momento que se vendieron las acciones”, insistió. Cuando el fiscal preguntó si alguna vez su cuñada había sido trasladada fuera del centro clandestino para alguna tramitación de Papel Prensa, la respuesta fue cortante: “Nunca”.

Hizo algo más. En un solicitada publicada hace 48 horas informó que Lidia Papaleo “no tuvo a su cargo la venta de la empresa ni participó de ninguna de las negociaciones como representante del grupo Graiver”.

La vulnerabilidad de la estrategia oficial para involucrar a Clarín, La Nación y La Razón en irregularidades en la compra y eventualmente con responsabilidad penal por el encierro de la familia Graiver quedaría expuesta ese mismo día con el pronunciamiento de María Sol, hija del financista fallecido.

Isidoro Graiver ya había anticipado la refutación ante escribano público. Y el martes ratificó en Tribunales, en una causa abierta por denuncia de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, sobre presuntos delitos de lesa humanidad en la venta de Papel Prensa. En los primeros meses de este año, comparecieron por esta investigación Rafael Ianover, director de Papel Prensa hasta el traspaso y Osvaldo Papaleo, hermano de Lidia.

“Recién estamos en los inicios”, aclaró el fiscal Molina. La Unidad Fiscal deberá acreditar si existe evidencia para incorporar la venta de Papel Prensa a las investigaciones por crímenes de lesa humanidad que tramita Corazza. Caso contrario, volverá a la justicia porteña, jurisdicción donde se concretó la operación de venta.

“No hay imputación de delitos”, en la declaración de Lidia Papaleo, confirmó Molina a Clarín, Los detalles de la declaración refieren al regreso precipitado de la viuda Graiver desde México, para ocuparse de bienes y empresas. En esas circunstancias, mencionó algunas reuniones con compradores y que “no sabía que firmaba”. Manifestó, además, haber tenido una relación conflictiva con sus suegros y cuñados. También con su hija María Sol.

Ayer, los hermanos Papaleo concurrieron al 5to. piso de los tribunales federales sin abogados patrocinantes, sólo con una defensora oficial, y evitaron a la prensa.
avatar
Ricaurte

Mensajes : 307
Fecha de inscripción : 28/06/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.